Hace unas semanas recordábamos a Carmen, la protagonista de “Cómo ser mujer y no morir en el intento”, para daros algunas claves sobre el networking para mujeres orientado a no renunciar a nuestras aspiraciones profesionales. Pero tan importante es compaginar nuestra vida familiar con la profesional, como hacerlo con nuestra vida personal, atendiendo a nosotras mismas, tratando de encontrar tiempo para nosotras, para dedicar a nuestras aficiones, para cuidar cuerpo y mente… Así, hoy os damos algunas claves sobre ‘Cómo ser madre y sacar tiempo para ti’

Es un hecho que tener un hijo te cambia la vida. Las prioridades cambian. Lo primero que nos ocupa y nos preocupa es nuestro pequeño. Pero para estar al cien por cien para poder prestarle todas las atenciones, también debemos ‘engrasar’ la máquina, es decir, no debemos descuidarnos nosotras mismas.

Así, desde el minuto uno, ten muy claro que, para poder cuidar, hay que cuidarse. Lo primero que debemos hacer es sacar tiempo para nosotras y dedicarlo a hacer lo que nos apetezca, aquello que nos haga sentir bien como mujeres y como personas. Esas actividades que antes de ser madre te producían alegría y bienestar.

Si siempre has cuidado tu apariencia, ¡no dejes de hacerlo! Arréglate el pelo, maquíllate, cómprate ropa, cuida la dieta, ve al gimnasio… Sentirnos bien con nuestra apariencia física nos hace sentir bien por dentro.

Trata de mantener en la medida de lo posible las actividades que realizabas antes de ser madre. Y las que puedas hacer en compañía de tu pequeño, hazlas con él. Si te gustaba salir a pasear, hazlo con tu niño. Practica ejercicio físico con tu pequeño, muchas celebrities nos dan consejos para mantenerse en forma sin separarse de sus niños. Si te gusta desde siempre la lectura y el peque ya dibuja, organizad en casa ‘la hora de la cultura’. Mientras tu hijo garabatea, tú dedícate a leer.

Y para aquellas actividades que no sean ‘aptas para menores’, como salir a tomar una copa con tus amigas, busca apoyo, el apoyo de tu pareja o de tu familia. Deja unas horas a su cuidado al pequeño. Será un tiempo positivo para ti y para el niño, pues ese rato que pase con su padre, con los abuelos o con los tíos, le ayudará a ganar independencia de la madre y reforzará vínculos con el resto de la familia.

Rebajemos el nivel de exigencia con nosotras mismas. Seguro que en muchas ocasiones nos sentimos desbordadas con las tareas de la casa, el trabajo, el cambio de pañales, las papillas… En nuestra lista de responsabilidades ha entrado una función nueva, ¡y de las ‘gordas’! Seguramente sintamos que ‘no llegamos a todo’, y probablemente no lo hagamos con la holgura con la que lo hacíamos antes, pero no nos exijamos a nosotras mismas imposibles. En este sentido, ¡para! Debes descansar.

Y alíate con otras mamás. Si tus amigas también son madres, seguro que te entienden. Quedad a tomar café vosotras solas o a merendar junto con los pequeños. Un momento perfecto para hablar de vuestras cosas y para que los niños jueguen juntos. Si, por el contrario, a tus amigas aún no les ha llegado el espíritu de la maternidad, trata de entablar conversación con otras madres en el parque o a la salida del cole. Seguro que surge alguna bonita amistad con la que compartir los avatares de tu día a día. Además, entre vosotras, podéis organizar un ‘banco del tiempo’. Si sois tres o cuatro madres con niños de más o menos la misma edad, una vez a la semana una de vosotras puede hacerse cargo de los pequeños mientras las demás dedican ese tiempo a otras cuestiones.

Así, desde Tu Vida On, te animamos a que te cuides para que todo a tu alrededor respire bienestar. Y si se da alguna circunstancia inesperada, tal como un accidente u hospitalización… confía en el seguro Tu Vida, que te ayudará con el cuidado de los tuyos en aquellos momentos en los que, sin duda, la prioridad eres tú.

¿QUIERES GANAR UNA EXPERIENCIA INOLVIDABLE?
Únete al programa de embajadoras de Tu vida ON
SABER MÁS
Artículo previoEducación y control, claves para garantizar la seguridad de tus hijos en internet
Siguiente artículo#DíaMundialDeLaDiabetes

DEJA UNA REPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí