Las mujeres siempre han estado marcadas por estereotipos que nada tienen que ver con la realidad. En la sociedad actual, su imagen va cambiando, pero todavía queda camino por recorrer. Si decimos “ama de casa”, ¿en qué piensas?

Importantes activos de la sociedad

Ser mujer del hogar sigue siendo algo frecuente en la sociedad actual, ya sea por elección personal, cuestiones circunstanciales o bien por herencia cultural. Da igual los motivos para desempeñar un trabajo igual de duro que cualquier otro y que pocas veces está valorado.

Y es que su jornada laboral es de 24 horas y no hay ni un solo día de descanso. Su carga dependerá del número total de miembros que compongan su familia y de si combina su tiempo con otro tipo de empleo.

Una mujer del hogar cuenta con una tarea que, a nivel general, parece ser invisible pero es sumamente importante. Por ello, jamás descansan y siempre están aprendiendo actividades nuevas. No es remunerado pero de ellas depende que todo funcione.

Son mujeres perfeccionistas que poseen conocimientos amplios que van desde el ámbito de la medicina hasta la gastronomía. No se rinden ni desfallecen cuando las fuerzas y ánimos flojean. Siempre siguen hacia delante.

El cuidado de ellas mismas

Pero la mujer del hogar no debe dejar de lado su propio cuidado a favor de su familia, porque ello puede derivar en consecuencias negativas como ansiedad o depresión. Es frecuente caer en el error de que su jornada laboral es sin pausa alguna y hay que cambiarlo: el descanso y los días de desconexión son esenciales.

Son personas que pueden verse sometidas a juicios ajenos por haber tomado la decisión de ser amas de casa. Como consecuencia, su autoestima puede verse reducida o mermada por la falta de reconocimiento cuando en realidad debe ser un colectivo muy valorado y atendido. Romper con los estereotipos depende de todos.

¿QUIERES GANAR UNA EXPERIENCIA INOLVIDABLE?
Únete al programa de embajadoras de Tu vida ON
SABER MÁS
Artículo previoQué hacer frente a una rabieta
Siguiente artículoConstruyendo un hogar familiar

DEJA UNA REPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí