Siempre buscamos calentar el hogar de la manera más barata posible. Una buena opción para tal fin es adquirir radiadores eléctricos de bajo consumo con los que tendremos una temperatura agradable en casa a la vez que ahorramos en la factura. 

¿Cómo elegir el mejor radiador para nuestro hogar?

Para elegir el que más se adapta a nuestra familia hay que tener en cuenta los siguientes aspectos:

  • La mayoría ya incorporan un termostato con el que poder regular el calor, pero asegúrate que lo tienen.
  • No está de más medir el tamaño de la habitación para saber qué potencia es la adecuada. Medir una estancia sirve para saber qué tamaño de radiador se necesita para que no haga frío en la habitación.
  • Cuidado con los radiadores que se ofertan como consumidores de poca energía pero que realmente tienen un gasto energético elevado. Presta atención a la clase energética del producto así como a sus parámetros de consumo. Para un ahorro óptimo, lo ideal es que tengan elementos acumuladores para conservar el calor.
  • Es esencial que esté fabricado con un sistema de seguridad contra sobrecalentamientos. Que se apague de forma automática aporta la tranquilidad suficiente para poder descansar en casa y evita que consuma energía innecesariamente.
  • Hoy en día hay en el mercado una amplia gama de radiadores con ruedas o bien de muy fácil instalación en la pared. Elegir uno que no suponga una obra en casa es ahorrar tiempo y dinero.

radiadores de bajo consumo

Cinco radiadores de bajo consumo

1. Haverland RC12E

Destaca su potencia calorífica y su bajo gasto energético. Es un modelo a tener en cuenta gracias a sus vatios que permiten calentar de manera eficiente una habitación. Asimismo, a través de un fluido de alta inercia mantiene el calor activo durante el tiempo que deseemos.

Su configuración permite que el usuario seleccione los días de funcionamiento. Además cuenta con 7 programas configurados de fábrica y un termostato que destaca por su precisión. Su uso es muy sencillo gracias al panel frontal que viene incorporado.

La temperatura es adaptable según a lo que desee el usuario. Por ejemplo, existe la opción de “antihielo” para no notar el frío tras varias horas de ausencia en casa. Los sustos se evitan gracias a su sistema de seguridad que brinda el radiador cuando sobrepasa los parámetros normales de funcionamiento o se recalienta.

2. AEG RA 5521

De diseño tradicional, dispone de 9 elementos para llegar a una potencia de hasta 2.000 vatios como máximo. El calor es regulado gracias a tres potencias diferentes (800W, 1.200W y 1.500W) y a un termostato con el que poder tener la temperatura deseada en cada instante.

Es un radiador eléctrico muy práctico porque posee 4 ruedas multidireccionales para moverlo de forma rápida y muy sencilla. Debido a su fácil transporte, cuenta con una protección especial contra un posible incendio que consiste en cortar la energía si el calor excede lo normal.

De igual modo, si vas a moverlo continuamente, debes valorar que el cable de conexión solamente mide 1,5 metros.

3. Orbegozo RRE 1000

Es un modelo muy ecológico porque es un radiador sin aceite incluido, lo que le hace no dañar ni resecar el ambiente. Además, es perfecto para ahorrar energía porque está diseñado para adaptar su funcionamiento a la temperatura buscada. 

Su capacidad se basa en 1.000 vatios de potencia que pueden ser programados diarios y semanalmente. Para manejar todas sus características y ajustar su uso a nuestro objetivo, dispone de una pantalla LCD con el que determinar su uso.

Su consumo, aunque muy bajo de energía, choca con una pequeña desventaja: el ruido mientras está en funcionamiento puede ser molesto para algunas personas con sueño ligero, problemas de salud o para niños pequeños.

radiadores de bajo consumo

4. LODEL 6

Se caracteriza por calentar estancias en muy poco tiempo. Es un radiador muy fino y ligero, pero muy resistente. Cuenta con un termostato electrónico con pantalla LCD donde se detallan los datos del programa seleccionado y se fija la temperatura deseada. De igual modo, también se puede manejar gracias a su mando de distancia.

Una de sus características es la programación por horas y por días. Está más pensado para usos esporádicos y para habitaciones de no más de 25 metros cuadrados. Asimismo, es un radiador seguro gracias a su limitador térmico que provoca que se apague cuando se produce un sobrecalentamiento.

5. ADAX Neo NP

Destaca su disponibilidad en 6 colores distintos y diversos tamaños. Su diseño es muy moderno y reside en una estructura muy fina. Resaltar que es de fácil instalación gracias a su soporte de pared desmontable.

Se adapta a cualquier rincón, aunque no está recomendado para baños. A través de su pantalla LED sabremos la temperatura exacta de la sala, pudiéndola adecuar a nuestras necesidades gracias a sus botones de +/-. Además, también existe la posibilidad de establecer la duración de los grados.

Cuenta con la “función noche” para ahorrar en el gasto energético ya que reduce la temperatura y el consumo hasta un 25%. Por último, destacar el termostato integrado con el que mide el calor en la habitación para adaptarse continuamente a lo fijado.

A la hora de elegir unos nuevos radiadores se busca reducir el consumo y ahorrar en la factura, pero lo más importante es seleccionar unos con los que se tengan suficientes garantías de que no se reducirá la seguridad en el hogar.

¿QUIERES GANAR UNA EXPERIENCIA INOLVIDABLE?
Únete al programa de embajadoras de Tu vida ON
SABER MÁS
Artículo previoActividades para combatir el sobrepeso infantil
Siguiente artículoCómo correr con frío y no fracasar en el intento

DEJA UNA REPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí