Realizar una revisión periódica a tu cuerpo es esencial para detectar posibles anomalías a tiempo y, así, poder evitar o tratar enfermedades que puedan afectar a tu salud.

Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), la esperanza de vida de las mujeres españolas se sitúa en 85,7 años, tres años más que hace una década. Este dato sitúa la esperanza de vida de las mujeres de nuestro país, solo por detrás de países como Suiza o Japón. Y, de hecho, se prevé que en 2040, España sea el país más longevo del planeta.

A ello contribuye, desde nuestra dieta mediterránea, hasta las mejoras de los tratamientos médicos y la asistencia de nuestro sistema de Sanidad, pero también influye, entre otros factores, la concienciación en torno a la detección precoz de posibles enfermedades. Para ello, el primer paso viene defino por las autoexploraciones.

VIGILA TU TENSIÓN

Las mujeres son más propensas que los hombres a tener la tensión alta. Los motivos, embarazos, parto, vaivenes hormonales, etc. lo que también lleva a tener más posibilidades de sufrir, por ejemplo, un ictus.

En este sentido, conviene controlar con regularidad la tensión arterial. Sobre todo, a partir de los 40 años. Antes, incluso, si tenemos antecedentes familiares con hipertensión.

CHEQUEA Y PALPA TUS PECHOS PERIÓDICAMENTE

Cada vez más, las mujeres están más concienciadas con la auto-exploración como fórmula de detección precoz del cáncer de mama. De hecho, esto ha contribuido a que, en los últimos años, el volumen de fallecimientos por este tipo de tumor se haya reducido un 35%, según un estudio elaborado por un grupo de científicos italianos liderados por Carlo La Vecchia, de la Universidad de Milán.

Así, autoexplorarse el pecho, al menos, una vez al mes, es determinante para detectar posibles tumores. Pero tengamos presente también que no detectar bultos en las mamas no significa que no exista tumor. También hemos de observar si las mamas tienen un aspecto diferente, presentan hoyuelos, arrugas, enrojecimiento, hinchazón, erupción o dolor. Del mismo modo, a partir de los 40 años conviene realizarse una mamografía cada dos años.

OBSERVA POSIBLES CAMBIOS EN TU MENSTRUACIÓN

Las visitas periódicas al ginecólogo, así como la realización de citologías, es importante para detectar posibles enfermedades.

En casa también es aconsejable observar tu ciclo menstrual y el flujo vaginal, por si aprecias cambios significativos como un olor desagradable, dolor o ardor al orinar o la aparición de llagas en la zona de la vagina, ya que pueden ser síntomas de una enfermedad de transmisión sexual. En esos casos, debes acudir al ginecólogo lo antes posible.

Desde TuVidaOn, te animamos a realizarte revisiones periódicas a través de la autoexploración. Cuida de tu salud para estar en plena forma para cuidar de los tuyos. Seguro que su bienestar te preocupa. Si quieres protegerlo, valora la posibilidad de contratar un seguros de vida para mujeres. Tu Vida puede ser una buena opción, se trata de un seguro de vida para mujeres que además de las coberturas por fallecimiento e incapacidad, ofrece coberturas adicionales de asistencia para que los tuyos reciban la atención que se merecen en el caso de que tú no puedas proporcionársela.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here