Dolor de cabeza, mucosidad, malestar general, fiebre… Son algunos de los síntomas que suelen darse ahora que comienza el otoño. Y es que la bajada de temperaturas trae consigo los ‘dichosos’ catarros. Descubre en el siguiente post cómo combatir los primeros síntomas con los mejores remedios contra el catarro.

¿Notas los primeros síntomas, pero no te puedes permitir pasar unos días en cama? Esta es la situación en la que se encuentran muchas personas en esta época del año. A continuación, te contamos algunos trucos caseros para librarte de este compañero otoñal lo antes posible: 

Toma un baño bien caliente

Es lo mejor para aliviar la congestión nasal. Trata de inhalar el vapor del agua caliente despacio. Después, tose y suénate la nariz para descongestionar las vías respiratorias. Algunos expertos aconsejan baños calientes de unos 20 minutos, pues activan las defensas y evitan el avance del virus en la nariz.

Toma vitamina C

Ante el catarro, los alimentos como la naranja o el kiwi son nuestros aliados. Pueden acortar un día la duración del constipado, pues disminuyen la mucosidad. La vitamina C que contienen protege las mucosas de la nariz, de la laringe y de la faringe evitando que se inflamen y produzcan más mucosidad.

Combina equinácea y própolis

Esta infusión es una buena opción si no queremos tomar medicamentos. La equinácea potencia las defensas para combatir los virus y las bacterias. Por su parte, el própolis alivia el dolor de garganta, pues contiene propiedades antiinflamatorias.

remedios contra el catarroBebe mucha agua

Estar bien hidratada es clave. Elimina la mucosidad, alivia el dolor de garganta y repone líquidos ante la fiebre.

Ingiere alimentos calientes

Purés de verduras y caldos calientes ayudan al proceso de recuperación. Sobre todo, el caldo de pollo. Según un estudio de la Universidad de Nebraska, el caldo de pollo reduce la inflamación de las mucosas de la nariz, de la garganta y de los pulmones.

Practica ejercicio

Realizar ejercicios suaves estimulan las defensas del organismo. No hace falta ‘darse una paliza’. Unos estiramientos suaves o unas posturas de yoga para principiantes son suficiente.

Haz gárgaras

Haciendo repaso de los típicos remedios de la abuela, nos quedamos con uno muy efectivo. Hacer gárgaras con limón y sal desinfectarás la garganta y te ayudará a aliviar la inflamación y el dolor, así como a expulsar la mucosidad.

Evita los antibióticos

No acudas a esos comprimidos que tienes por casa. Aunque estés fatal o, incluso, tengas unas décimas de fiebre, no recurras a los antibióticos si no es por prescripción médica. Acudir a ellos cuando no corresponde, no solo agrava los síntomas del resfriado, sino que debilita nuestro sistema inmune. En caso de fiebre, recurre a analgésicos, tales como el paracetamol o el ibuprofeno.

Utiliza dos almohadas

Al dormir, tener la cabeza ligeramente elevada puede ayudarte a respirar mejor, lo que contribuye a que la mucosidad disminuya y no se acumule en nariz, pecho o garganta. 

En definitiva, estos remedios caseros te ayudarán tanto a superar como a prevenir estos catarros. Estos remedios contra el catarro, unidos a un estilo de vida saludable, reducirán los riesgos de padecer enfermedades, pero nada es infalible o nos asegura la salud. Muchas veces un catarro o una situación de enfermedad se complica, obligándonos a solicitar la baja o, incluso, a pasar unos días ingresados. Para ayudarte en estos momentos, descubre el seguro para mujeres Tu Vida, que, con sus condiciones y servicios adicionales, te ayudarán a solventar esta situación tanto para ti como para los tuyos.

¿QUIERES GANAR UNA EXPERIENCIA INOLVIDABLE?
Únete al programa de embajadoras de Tu vida ON
SABER MÁS
Artículo previoMétodo Montessori: Responsabilidad y disciplina sin castigos
Siguiente artículo#Díainternacionaldelcáncerdemama: La lucha contra el cáncer de mama

DEJA UNA REPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí