Si tu verano se presenta sin playa, pueblo o montaña… ¡No desesperes! Vive un verano alternativo en la gran ciudad. Madrid ofrecen un sinfín de planes familiares para que disfruten grandes y pequeños.

Para muchas familias, este verano ‘toca’ quedarse en la gran ciudad. ¡Que la falta de escapada veraniega no amargue tus vacaciones! Muchas grandes ciudades ofrecen multitud de planes familiares. Porque un verano es inolvidable, no tanto por su destino, sino por pasarlo bien en compañía de las personas que más queremos.

Madrid, por ejemplo, reúne muchísimas actividades para disfrutar en familia. Los más pequeños seguro que lo pasan de miedo en el zoológico o en alguno de los parques temáticos o acuáticos. Animales, atracciones o toboganes acuáticos son opciones bien conocidas. Pero… ¡ahí no queda la cosa!

Si a tu pequeño le gusta ejercer de ‘persona mayor’ un plan que le encantará será hacer una visita al Peque World de Xanadú, donde pueden ser adultos por un día. Peque World consta de una ciudad y granja en miniatura con tiendas y locales totalmente adaptados a su tamaño. En ellas, los pequeños pueden realizar las tareas cotidianas del hogar y del trabajo, hacer la compra, aprender las reglas de tráfico, construir una casa, sembrar y recolectar una huerta o preparar un ramo de flores. Se convertirán en ‘jóvenes’ profesionales (médicos, floristas, constructores, peluqueros…). Los que opten por la vida de granjero, aprenderá los secretos de las profesiones del campo, acompañados de expertos que les guiarán por distintas secciones llenas de juegos.

Otra opción en esta línea la ofrece Micropolix, una ciudad a escala de los más pequeños. En ella los niños podrán desarrollar diferentes actividades relacionadas con la profesión que ellos elijan y ganar dinero (eurix), que podrán gestionar y gastar en lo que quieran. Todo, bajo la mirada atenta de monitores.

Si tu pequeño muestra fascinación por el mundo del motor, llévale a disfrutar de Fórmula Cero, la pista de karting más moderna de la Comunidad de Madrid ¡y la más visitada de toda Europa! Buena opción para que los pequeños liberen adrenalina al volante de un kart totalmente adaptado a su edad.

¿Y por qué no disfrutar también del ferrocarril? El Tren de Cervantes nos traslada, no solo a Alcalá de Henares, también al Siglo de Oro, de la mano de animadores vestidos de época que representan pasajes cervantinos durante el trayecto. Al llegar a Alcalá, nos espera un recorrido por el casco antiguo con parada en los lugares más emblemáticos. Y, para terminar, la mejor gastronomía del lugar. También podéis optar por el Tren de la Fresa. El trayecto que realiza fue el primero que se inauguró en la Comunidad de Madrid, y el segundo de la Península. Una buena forma de visitar Aranjuez, declarada Paisaje cultural por la UNESCO.

Si eres un apasionado de las escape room, ¡contagia esa pasión a tus hijos! También existen versiones infantiles para disfrutar en familia. Ayuda a tus pequeños a resolver los acertijos que os ayuden a ‘escapar’ de la sala.

Otra opción es poner el Universo en sus manos. ¡Llévales al Planetario! Un mirador sin igual que os acercará a más de 9.000 estrellas, constelaciones y planetas.

Los museos también pueden ser una opción. Uno que seguro les hace ilusión visitar es el Museo del Ratoncito Pérez. ¡Qué mejor que conocer la casa de este personaje tan entrañable!

Estas son solo algunas opciones en la capital. ¡Pero hay muchas más! Talleres, teatros, magia, títeres, parques… Existen multitud de planes familiares para disfrutar de Madrid sin necesidad de salir de la gran ciudad. ¡¡Disfruta al máximo de tu verano en familia en Madrid!!

¿QUIERES GANAR UNA EXPERIENCIA INOLVIDABLE?
Únete al programa de embajadoras de Tu vida ON
SABER MÁS
Artículo previoIdiomas y música, claves para un cerebro eficiente
Siguiente artículoUn verano musical… ¡en Madrid!

DEJA UNA REPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí